La Felicidad se consigue Día a Día

Y si me apuras mucho, momento a momento.

Recuerdo de pequeño una frase que me dijo un profesor que me dejó marcado, estábamos hablando de un libro, si os soy sincero no recuerdo cuál, en el cual opinábamos sobre la muerte de un personaje, el cual estaba completamente tranquilo a la llegada de su muerte, no le tenía miedo alguno, ya que tenía la conciencia tranquila, y nos dijo algo así como “Es lo más importante en esta vida, que llegue el día de vuestra muerte y tengáis la conciencia tranquila sabiendo que os habéis comportado como debéis, que no habéis hecho mal a nadie”

Este pensamiento lo he ido llevando día a día, por así decirlo. Para mí la verdadera felicidad consiste en acostarme por las noches sabiendo que me he comportado con el resto de gente de forma educada y agradable, que estoy haciendo todo lo posible por ayudar a mis amigos y a mí mismo, y que soy responsable en el trabajo o en el estudio. Si a esto le añadís el tener paz interior para poder disfrutar de todo (cuando digo de todo, entra, por ejemplo, el ser tremendamente feliz pelando una manzana), las sensaciones que me aportan son increíblemente satisfactorias.

El hecho de ayudar a mis amigos no es algo que haga sólo por “devolver la deuda” sino porque me aporta muy buenas sensaciones saber que ha habido gente a la que he ayudado a solucionar sus problemas, a la que he alegrado el día. Por ejemplo, decir un piropo a una completa desconocida, no para seducirla ni como abridor, sino porque me apetece, porque disfruto de ello y es mi opinión, posiblemente sea una chica con la que no me vuelva a cruzar, o la mujer de mi vida…Quién sabe, mi única intención era decirle lo increíblemente bella que iba, y una vez disfrutado de este momento, si tiene que ocurrir algo más, que ocurra, y si no pasa nada más, no me importa.

Comportarme de forma responsable, estudiar o trabajar cuando he de hacerlo, es algo que me ayuda a sentirme bien conmigo mismo, orgulloso de mí. Darlo todo por ir consiguiendo las metas que me propongo, estar completamente centrado en cada paso que doy. Encima, puedo disfrutar al máximo de cada paso, con lo que no se convierte en un medio “doloroso” para conseguir un objetivo, sino que se convierte en un objetivo en sí mismo. Ahí es donde reside la verdadera felicidad, y ahí es cuando no os va a hacer falta preguntaros si sois felices o no, simplemente lo vais a saber, no habrá lugar a dudas

Esta es la fórmula de mi felicidad, tal vez la tuya sea distinta, pero os aseguro que es mucho más sencillo de lo que mucha gente piensa u os quiere hacer saber.
Un saludo

Javifornication

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: